Sáb, 16/07/2016 - 15:30

Autores locales reivindicaron la lucha de las Ligas Agrarias y las Puebladas correntinas en la Feria del Libro

Se trata de Ana Isabel Olivo, que presentó su libro "Anita desde las Ligas Agrarias. Tierra, trabajo y dignidad”, y de José Erasmo Gauto que expuso su obra "Puebladas". Anita remarcó la necesidad de una reforma agraria "para que los jóvenes campesinos no emigren a las ciudades por falta de trabajo", y José insistió con "dejar un mensaje de unidad y organización para las futuras generaciones". 

En un emotivo encuentro entre militantes sociales, políticos y de los derechos humanos, Ana Isabel Olivo y José Erasmo Gauto presentaron sus libros este viernes 15 de julio en el marco de la Feria Popular del Libro.

 
“Anita” Olivo, como se la conoce, presentó “Anita desde las Ligas Agrarias. Tierra, trabajo y dignidad”, donde relata su experiencia como miembro de las familias campesinas sin tierra de la década del 60 y del 70 particularmente en la zona tabacalera y algodonera de la provincia de Corrientes, y en ese contexto la desaparición y persecución de los movimientos de pequeños productores durante la dictadura.

 
Además de hacer un breve repaso de las narraciones de su libro, Anita se refirió también a la actualidad, ya que este año en Corrientes el Tribunal Oral en lo Criminal Federal N°1 inició los juicios contra cinco ex militares y dos ex gendarmes por los crímenes cometidos contra siete víctimas de Ligas Agrarias, perseguidas durante el terrorismo de Estado.

 
“La causa va lenta pero se está haciendo”, consideró Anita, que también fue víctima y que testimonió en la causa. “Sentí una gran tristeza por lo que nos pasó pero al mismo tiempo una gran emoción saber que vamos a tener justicia, es muy lindo”, expresó.

 
“Realmente me siento aliviada de ver a jueces que nos escuchan y saber que la causa se lleva adelante para que se pueda hacer luz y la gente sepa cómo nos trató el Estado”, agregó Olivo, quien además remarcó en más de una ocasión la necesidad de una reforma agraria.

 
“Al campesino correntino nunca se le dio la importancia necesaria para que viva en su campo y que no emigren a la ciudad en busca de trabajo como le pasó a la gente de nuestra generación. Por eso hoy vemos que más de la mitad del campesinado está afuera de la provincia”, señaló.

 
“De todas formas veo que hay una juventud que se está formando para quedarse en el campo”, manifestó, y reclamó: pero eso no alcaza, vamos a necesitar una reforma en la tenencia de la tierra para que los jóvenes no sufran lo mismo que nosotros”.

 
El libro “Puebladas” de José Gauto, en tanto, también relata procesos de la historia de Corrientes y del país, “en que el pueblo se organizó a través de comisiones vecinales, de sindicatos, de movimientos de campesinos, y que se levantó contra quienes vulneraban sus derechos”, explicó el autor.

 
Algunos de estos relatos son: “el correntinazo” de 1.999, la presencia de Aldo Rico en Monte Caseros  en 1988, las  ligas agrarias y la huelga tabacalera de 1973, la toma de radio LT6 de Goya en 1976, entre otros.

 
En ese sentido, coincidió con Anita en la idea de “dejar para las futuras generaciones un mensaje de organización y de unidad, reivindicando esta luchas desde las bases, lo que nosotros vimos y oímos, para contar la historia no oficial de Corrientes y ante la necesidad de una nueva historia”.

 
“Hay que poner las cosas en claro, es decir, quiénes son los dueños de esta provincia, dónde está la sustentación de las luchas, qué es revolución y qué es reforma, y por qué abogamos por una lucha organizada y pacífica”, remarcó Erasmo Gauto.

 
Al finalizar las exposiciones, ambos recibieron las declaraciones de interés de la Municipalidad de Corrientes. El secretario de Ambiente, Félix Pacayut, le dio el acta a Judith Casco –ex presa política- para que se la entregue a Ana Olivo, y a Mario Marturet –ex presidente de la comisión de DD.HH.- para que haga lo propio con José Erasmo Gauto.